Download Corrientes en Antropología contemporánea by Carlos Reynoso PDF

By Carlos Reynoso

Show description

Read or Download Corrientes en Antropología contemporánea PDF

Best no-ficcion books

Defender la sociedad: Curso en el Collège de France, 1975-1976

Para este filósofo deconstruccionista, las relaciones de poder existentes en nuestra sociedad emanan en un momento dado, históricamente identificable, en los angeles guerra y por l. a. guerra. De aquí desprende Foucault las dos hipótesis medulares desarrolladas a lo largo de los angeles obra: que el mecanismo del poder es fundamentalmente l. a. represión, y que los angeles política es l. a. continuación de los angeles guerra por otros medios.

Fundamentos de Programacion

¿Quieres aprender a programar y no tienes ni proposal? ¡Este es tu libro! Explicación partiendo desde cero de los fundamentos de l. a. programación con muchos ejemplos con soluciones para practicar. Los conocimientos adquiridos con el libro son los angeles base para que aprendas a programar en cualquier lenguaje sin problemas y de forma muy fácil.

¿Qué tan alto quiere llegar?. Determine su éxito cultivando la actitud correcta

¿Qué tan alto quiere llegar? John Maxwell cube que todo depende de su actitud. ¿Nariz hacia arriba o nariz hacia abajo ? Al igual que el ángulo de un avión determina su altitud, lo mismo ocurre con el enfoque que damos a l. a. familia, al trabajo, y a l. a. vida en basic, y ese enfoque determina l. a. actitud que presentamos al mundo.

Extra resources for Corrientes en Antropología contemporánea

Example text

En breve, junto con la crisis de la teoría de la información (cuya idealidad nadie entendió) sucede como si los aparatos se volvieran gestálticos. De la máquina queda en pie no su metalicidad corpórea, sino su funcionamiento modelizable, su capacidad de procesamiento que emula, precariamente, el acto intangible del pensar. De todas maneras, de frente al conservadurismo del imaginario antropológico (bastante menos pródigo en metáforas que otros espacios del saber, pese a los buenos oficios de Geertz, Fernandez o Turner) ha de ser necesario defender el símil de las máquinas, por más que haya demostrado ya su productividad frente al realismo que prescribe analizar cada cosa (en este caso la mente) "tal como es", como si el pensamiento sin algún grado de metáfora fuera posible, o como si ciertas metáforas debieran ser prohibidas.

Y para transferir esas intuiciones a algo tan vacío como una máquina, hay que examinar antes, hasta las últimas consecuencias, la forma de operar de la mente humana real. Los responsables del redescubrimiento de Bartlett fueron, entonces, ingenieros de sistemas y analistas de software que más o menos en la misma época llegaron a la conclusión de que para tornar eficientes a tales mecanismos era imperativo disponer de un "conocimiento del mundo" albergado en la memoria de manera que la comprensión resulte un producto construido tanto a partir de la información de entrada como del conocimiento previo.

Acumule usted unas cuantas fórmulas matemáticas, mencione repetidamente programas, cifras y computadoras -decía el malogrado Allan Coult- y en seguida verá que editores de prestigio se disputan sus papeles para publicarlos: tal es el frenesí fetichista por la formalización, no importa cuan espuria y cuan inútil. Impulso más bien irracional, si se lo piensa bien, capaz de ocasionar un daño simétrico: que por guardarse de la axiomatización snob y por ver "cientificismo" en todo lo que no se comprende, se rechace también, sin mayor análisis, la matematización pertinente, la formalización necesaria, la inspección genuinamente rigurosa.

Download PDF sample

Rated 4.83 of 5 – based on 26 votes